Conocido como el ‘oro líquido’ de Marruecos, el aceite de argán ha viajado desde el norte de África hasta nuestros hogares para convertirse en unmust” en nuestra rutina de belleza. Este aceite vegetal es perfecto para combatir la sequedad de nuestro cabello, además, gracias su multitud de propiedades, es perfecto para devolver ese brillo perdido (¡sobre todo, después del verano!).

Si quieres conocer más sobre este fantástico producto, sigue leyendo este artículo y entérate de todo lo que el aceite de argán puede aportar a tu pelo. ¡Apunta!

Tu aliado nº1 contra el pelo seco

Con el paso del tiempo, nuestro cabello tiende a apagarse, a perder ese brillo y vitalidad que lo hacen tan deseable, pero gracias al aceite de argán, ¡todos estos problemas desaparecerán!

Nutre e ilumina el cabello

Gracias a su riqueza en omega 6 y vitamina E, es nuestro aliado perfecto para combatir el famoso “efecto paja”, pero también es ideal para recuperar la piel dañada por agentes externos como los rayos UVA o la contaminación.

Además, la vitamina E, que también poseen el aceite de macadamia o el aguacate, nos ayuda a darle un brillo increíble a nuestro pelo, ¡dejando atrás los “bad hair days”!

Si te has animado a probar este aceite milenario, puedes realizar una mascarilla natural con miel y huevo. Te avisamos que la mezcla puede ser un tanto pegajosa, aunque muy eficaz.

Si quieres comprobar los beneficios del aceite de argán para el pelo, pero tampoco quieres engrasarlo, utiliza productos que contengan este aceite, entre otros, como componente principal. En Garnier, te recomendamos probar la gama Elixir de Argán de Original Remedies, que devolverá el brillo a tu pelo, a la vez que lo nutre y desenreda. ¡Todo en uno!

Tip para proteger el cabello

Si eres de las usan mucho el secador o las planchas y acabas con el pelo quemado, teniendo que ir a la peluquería cada dos por tres para arreglarte las puntas, tenemos algo que decirte.

Si te echas unas gotas de aceite de argán antes de usar el secador o las planchas, crearás una barrera protectora que limita mucho el daño que el calor produce en el pelo. Eso sí, ¡ten cuidado y solo utiliza el aceite de argán en las puntas!

También te interesará