La piel atópica es un problema crónico muy común que afecta, hoy en día, a gran parte de la población. Pero, para su tratamiento, no solo es necesario cuidarla externamente, sino también de manera interna, a través de una buena dieta. Si eres de las personas que tienen esta afección, ¡no sufras! En este artículo te damos las claves de una alimentación apropiada, así como otro tipo de consejos, si tienes la piel atópica o con tendencia a este problema. ¡Así que saca una sonrisa y toma nota!

¿Qué dieta es ideal para las personas con pieles atópicas?

La mayoría de los tratamientos para pieles atópicas están enfocados a controlar los síntomas. Pero no a tratar el problema desde el interior, ¡y es igual de importante!

  • La vitamina A es ideal para aumentar las defensas y para la reparación de aquellas células que componen tu piel. ¿Qué alimentos tienen esta vitamina? Sobre todo, los vegetales, las espinacas, las zanahorias, las coles de Bruselas, el brócoli; y frutas como el melón, el albaricoque o la sandía.
  • La vitamina C también es muy buena para el cuidado de la piel, ya que la tienen alimentos antioxidantes con acciones regeneradoras para la dermis. Procura comer muchas naranjas, mandarinas, peras y papaya.
  • Biotina: la llevan alimentos muy beneficiosos, tales como los cereales integrales, las legumbres, la coliflor, el tomate, el plátano y las manzanas. Además también se incluyen en este grupo los ingredientes ricos en Omega-3, sobre todo, el pescado azul.

Alimentos no recomendados para personas con dermatitis atópica

¿Qué no hay que consumir para evitar los síntomas de la piel atópica?

  • Evita las bebidas energéticas y excitantes, como el café, el cacao y el alcohol, ¡está comprobado que incrementan el picor y son bastante contraproducentes!
  • Alimentos ácidos, como las naranjas, los limones o los kiwis, ya que pueden irritar la piel y enrojecerla al degustarlos o, simplemente, al ser manipulados.
  • Histamina. Los alimentos que la llevan no son buenos si tienes dermatitis. Al consumir esta sustancia, presente sobre todo en marisco, melocotones y fresas, provoca en ocasiones posibles eczemas e irritación cutánea.
  • La leche tampoco es un nutriente que venga excesivamente bien porque produce ciertos brotes, así como los alimentos con gluten. Por este motivo, es aconsejable probar a eliminar de la dieta los lácteos y los alimentos con este componente, como el trigo, la avena, la cebada y el centeno; y observar cómo evolucionas.

Si sigues todos estos consejos y recomendaciones verás cómo tu piel atópica mejora considerablemente. Recuerda, ¡la alimentación para el bienestar de la epidermis es esencial!

También te interesará

DEJA UN COMENTARIO