Lectura: 2 minutos

Uno de los peinados más deseados son las ondas con un acabado natural. Este peinado se suele hacer con planchas o tenacillas y exponer la melena a estas fuentes de calor puede resecarlo y debilitarlo. Por eso, hoy te enseñamos como conseguir unas ondas naturales perfectas de la mejor manera para proteger tu pelo. ¡Verás qué fácil!

Además, los peinados con ondas son siempre tendencia y nunca fallan. Así que, ¡tienes que atreverte con ellos si quieres ir a la última esta temporada! ¿Quieres saber cómo hacerlos de manera correcta? ¡Te damos todos los trucos que estabas esperando!

Logra ondas espectaculares en tu melena

En primer lugar, si quieres lucir un pelazo con ondas, pero tienes un cabello seco, graso o con problemas de caída, necesitas realizar un tratamiento específico para tu tipo de pelo, así como utilizar los productos necesarios para mimarlo: acondicionadores, mascarillas, sérum… Primeramente, debes tratar este problema antes de realizar ondas, ya que necesitas una melena sana, fuerte y brillante para que destaquen notablemente.

Si ya tienes un cabello sano, ¡perfecto! Este es el primer paso que has de seguir para elaborar las ondas naturales. Cuando te hayas lavado el pelo, con el cabello húmedo, debes aplicar una espuma de rizos a tu melena, para que las ondas se vayan definiendo. Siempre con la cabeza boca abajo y realizando varias pasadas en cada mechón. Por ejemplo, la espuma Rizos Marcados es ideal para lograr unos rizos fuertes y llenos de vida.

A continuación, coge todo el cabello y enróllalo con una toalla, como si fuese una especie de turbante, dejando fuera el flequillo si lo tuvieses. De esta manera, estarás otorgando una forma ondulada a tu pelo. Déjala aproximadamente unos 15-20 minutos para que actúe en profundidad.

Posteriormente, necesitas gomitas de pelo y algo de paciencia para ir cogiendo mechón por mechón retorciendo tu melena. Solo tienes que hacerlo con todo el cabello y dejar los mechones enrollados y atados. Debes dejarlo actuar durante unas horas o toda la noche.

Luego, puedes secarte el cabello con difusor para acentuar las ondas, ya que este accesorio con púas no sobrecarga el cabello con demasiada presión como en el caso de secártelo sin él. Además, no estropea tanto tu melena como pueden hacerlo las planchas o tenacillas. Para obtener el mayor beneficio de tu difusor, sostenlo en las puntas del cabello y empuja los mechones hacia las raíces a medida que te lo vayas secando, eso sí, a una temperatura baja o media mucho mejor para evitar encrespar el cabello.

Mima tu melena cada día

Recuerda que, para mantener unas ondas naturales espectaculares, necesitas cuidar tu cabello día a día.

Lava tu melena con un champú ideal para ti, dependiendo como sea tu pelo: cabello frizz, seco, rizado, etc. Posteriormente, emplea acondicionador para desenredarlo y no estropear tu cabello. Al menos, dos veces por semana, debes emplear una mascarilla para tratar tu cabello, hidratarlo y suavizarlo.

Después de un peinado determinado, si aplicas un poco de sérum en tu melena y/o en tus puntas, este componente te otorgará más brillo y fortaleza logrando un aspecto saludable.

Como has visto, conseguir unas ondas naturales perfectas y sin tener que recurrir a planchas o tenacillas es mucho más sencillo de lo que esperabas. Cuando te hagas las ondas, queremos ver el resultado así que ¡etiqueta a @garnier_es en tus fotos!

También te interesará