Una de las cosas más molestas e irritantes es un cuero cabelludo seco. Si notas que últimamente te pica mucho el cabello y lo notas irritado, seguramente tengas el cuero cabelludo bastante seco, pero tranquila, ¡hay solución!

Antes de adentrarnos en la solución para combatir esta sequedad, es importante conocer los factores que la provocan para poder evitar este problema antes de tener que solucionarlo. ¡Prevención ante todo!

¿Cómo evitar un cuero cabelludo seco?

Nuestro cuero cabelludo no deja de ser parte de nuestra piel, por lo que, si hidratas y limpias tu piel a diario (o al menos, deberías), el cuero cabelludo no tiene que ser menos.

Como en todo en esta vida, somos lo que comemos, por eso, es primordial que lleves una alimentación sana y equilibrada y que, además, añadas alimentos ricos en vitamina E, como el aguacate, y omega 3, como el salmón. ¡Mmm!

Otro factor importante es la exposición al sol, ya que ésta reseca nuestro cabello muchísimo. También nuestro estado puede influir negativamente en el cuero cabelludo, como el estrés o la ansiedad, pero lo que más irrita el cabello son los productos químicos, además de los tintes y tratamientos permanentes. Usa todos estos productos con moderación si quieres librarte de la sequedad en tu cabello.

Remedios para hidratar nuestro cuero cabelludo

Agua de mar

Aunque parezca contradictorio, el agua salada sin aclarar, pero SIN EXPONERNOS AL SOL, es un gran remedio para combatir la sequedad, ya que el agua marina ayuda a nivelar los aceites que están presentes en la piel y así consigue curarla.

Aloe vera

Es la planta calmante y reparadora por excelencia. Si sufres muchos picores, está opción te va a resultar muy atractiva, aunque eso sí, puede resultar algo molesto a la hora de aplicarla debido a su textura (si es natural al 100%).

Aceite de oliva caliente

Si tu picazón es bastante fuerte, puedes preparar un remedio casero con aceite de oliva caliente. Debes calentar el aceite en el microondas e ir aplicándolo por tu cabello con la ayuda de un cepillo de cerdas naturales. Después, dejarlo reposar unos veinte minutos y retirarlo con un champú suave.

Tip: para un plus de hidratación, ¡añade miel!

Pero si hay algún elemento que calma e hidrata el cuero cabelludo es la leche de avena, gracias a su alto contenido en vitamina B y a las propiedades calmantes de la propia leche, se convierte en nuestra mejor herramienta para olvidarnos de una vez del picor y la irritación en el cuero cabelludo. ¡Bye bye molestias!

Si quieres probar la leche de avena sin tener que malgastar bricks, prueba la gama Original Remedies Delicatesse de Avena, una combinación única de crema de arroz y leche de avena para hidratar tu cuero cabelludo sin dañarlo. ¡Pruébala!

 

También te interesará